Cuba reitera llamado a detener el genocidio de Israel contra el pueblo palestino

En el debate abierto del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre “La situación en el Medio Oriente, incluida la cuestión palestina”, Cuba expresó que es hora de detener el genocidio de Israel contra el pueblo palestino, al tiempo que reiteró su demanda inequívoca a un cese al fuego inmediato y a poner fin a la retórica belicista.

Durante su intervención, el Embajador Gerardo Peñalver Portal, Viceministro Primero de Relaciones Exteriores y Representante Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas, refirió como esencial la movilización urgente de ayuda humanitaria de emergencia, bajo la coordinación de las Naciones Unidas, para atender la catastrófica situación en Gaza.

Reclamó, asimismo, que el gobierno de los Estados Unidos deje de paralizar al Consejo de Seguridad de la ONU, “órgano que debe cumplir su mandato, cuanto antes, para detener el castigo colectivo que lleva a cabo Israel, la Potencia Ocupante, contra la población palestina”.

“Es impostergable una solución amplia, justa y duradera al conflicto israelí-palestino, sobre la base de la creación de dos Estados, que permita al pueblo palestino ejercer su derecho a la libre determinación y a disponer de un Estado independiente y soberano dentro de las fronteras anteriores a 1967, con Jerusalén Oriental como su capital y que garantice igualmente el derecho al retorno de los refugiados”, explicó el Embajador cubano.

Peñalver Portal destacó el apoyo de la Mayor de las Antillas a la demanda presentada por Sudáfrica ante la Corte Internacional de Justicia contra Israel en relación con las violaciones por parte de ese país de sus obligaciones en virtud de la Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio, de la cual Cuba es Estado Parte.

Reiteró, también, la propuesta presentada por Cuba en la reciente XIX Cumbre del Movimiento de Países No Alineados de enviar urgentemente a la Franja de Gaza una misión de protección internacional, autorizada por la Asamblea General de la ONU, con el mandato de garantizar la seguridad y protección de la población civil y facilitar la entrega de ayuda humanitaria de emergencia, incluyendo agua y alimentos.

Aseveró que la solución del conflicto israelí-palestino contribuirá a la estabilidad y la paz de toda la región del Medio Oriente.

Antes de concluir su intervención, el Embajador y Viceministro primero de Relaciones Exteriores de Cuba llamó a poner fin a los dobles raseros, la selectividad y la manipulación política que vulneran la causa de la paz y la seguridad internacionales.

(Cubaminrex-Misión Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas)

Información relacionada:

Intervención del Embajador Gerardo Peñalver Portal, Viceministro Primero de Relaciones Exteriores y Representante Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas, en debate abierto del Consejo de Seguridad de la ONU sobre “La situación en el Medio Oriente, incluida la cuestión palestina”.

Nueva York, 24 de enero de 2024.

Señor Presidente:

Suscribimos la declaración de Namibia, en nombre del Presidente del Comité para el Ejercicio de los Derechos Inalienables del Pueblo Palestino.

Es hora de detener el genocidio de Israel contra el pueblo palestino. Reiteramos nuestra demanda inequívoca a un cese al fuego inmediato y a poner fin a la retórica belicista.

Es esencial la movilización urgente de ayuda humanitaria de emergencia, bajo la coordinación de las Naciones Unidas, para atender la catastrófica situación en Gaza.

Demandamos al gobierno de los Estados Unidos que deje de paralizar al Consejo de Seguridad de la ONU. Este órgano debe cumplir su mandato, cuanto antes, para detener el castigo colectivo que lleva a cabo Israel, la Potencia Ocupante, contra la población palestina y poner fin a la escalada de violencia y la masacre en Gaza.

La historia exigirá responsabilidad al gobierno de los Estados Unidos por su reiterado veto cómplice, que garantiza la impunidad de los crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos por la Potencia Ocupante.

Señor Presidente:

Las causas raigales del conflicto israelí-palestino, que no comenzó el 7 de octubre de 2023, deben atenderse sin dilación. Urge que este Consejo de Seguridad haga cumplir sus propias resoluciones para poner fin a la ocupación israelí del territorio palestino, incluida Jerusalén Oriental. Este órgano no puede permanecer inerte frente a la ilegal política de anexión de Israel, todas sus prácticas colonizadoras y su sistema de Apartheid, que han persistido durante más de siete décadas en los territorios palestinos ocupados, en flagrante violación de los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas y el Derecho Internacional. Nada puede justificar tales acciones.

Es impostergable una solución amplia, justa y duradera al conflicto israelí-palestino, sobre la base de la creación de dos Estados, que permita al pueblo palestino ejercer su derecho a la libre determinación y a disponer de un Estado independiente y soberano dentro de las fronteras anteriores a 1967, con Jerusalén Oriental como su capital y que garantice igualmente el derecho al retorno de los refugiados. Consideramos imprescindible convocar, de forma urgente, una Conferencia de Paz bajo los auspicios de Naciones Unidas, que permita preservar los derechos inalienables del pueblo palestino.

No puede seguirse relegando el ingreso del Estado de Palestina como miembro pleno de las Naciones Unidas.

Señor Presidente:

Reafirmamos la voluntad de Cuba de contribuir a los esfuerzos internacionales legítimos para poner fin a la actual situación.

Apoyamos la demanda de Sudáfrica ante la Corte Internacional de Justicia contra Israel, en relación con las violaciones por parte de ese país de sus obligaciones en virtud de la Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio, de la cual Cuba es Estado Parte.

Reiteramos la propuesta presentada por nuestro país en la reciente XIX Cumbre del Movimiento de Países No Alineados de enviar urgentemente a la Franja de Gaza una misión de protección internacional, autorizada por la Asamblea General de la ONU, con el mandato de garantizar la seguridad y protección de la población civil y facilitar la entrega de ayuda humanitaria de emergencia, incluyendo agua y alimentos.

Condenamos enérgicamente la matanza sin precedentes de miembros del personal del Organismo de Obras Públicas y Socorro de las Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en el Cercano Oriente (UNRWA, por sus siglas en inglés), y de los refugiados acogidos bajo la bandera de la ONU. Continuaremos apoyando la extraordinaria labor humanitaria del Organismo.

En correspondencia con esta posición, llamamos a observar la resolución 78/251, presentada por nuestra delegación en nombre del Grupo de los 77 y China en la Quinta Comisión de la Asamblea General, que fue apoyada por la amplia mayoría de los Estados miembros

Señor Presidente:

La solución del conflicto israelí-palestino contribuirá a la estabilidad y la paz de toda la región del Medio Oriente. A ese noble propósito también tributaría el fin de otros desmanes de Israel en la región, apoyado por los Estados Unidos.

Exigimos la retirada total e incondicional de Israel del Golán sirio y de todos los territorios árabes ocupados. Deben cesar las agresiones contra Siria, que violan su soberanía e integridad territorial, y la injerencia externa en esa hermana nación árabe. Apoyamos la búsqueda de una solución pacífica y negociada a la situación que se le ha impuesto.

Condenamos los ataques militares de EE.UU. y sus aliados de la OTAN en Yemen, en violación del Derecho Internacional. Actos de esta naturaleza alientan la expansión de la guerra y el genocidio en la Franja de Gaza. La solución de los conflictos del Oriente Medio no será alcanzada a través de la violencia.

Reiteramos nuestra enérgica condena al atentado terrorista perpetrado en Kerman durante la ceremonia de conmemoración del cuarto aniversario del asesinato del General Qassem Soleimani. Expresamos nuestra solidaridad con el pueblo y gobierno iraníes. Lleguen nuestras sentidas condolencias a los familiares de las víctimas.

Demandamos el fin inmediato y sin condicionamientos de las arbitrarias e ilegales medidas coercitivas unilaterales impuestas por Estados Unidos contra naciones soberanas en el Oriente Medio.

Cesen los dobles raseros, la selectividad y la manipulación política que vulneran la causa de la paz y la seguridad internacionales. El Consejo de Seguridad debe ponerse al servicio de los pueblos de las Naciones Unidas y no de intereses espurios de la maquinaria de la guerra.

Muchas gracias.

(Cubaminrex-Misión Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas) 

Categoría
Eventos
Multilaterales
Situaciones Excepcionales
Solidaridad
RSS Minrex