Debaten en Barbados sobre el legado del Comandante en Jefe Fidel Castro.

En un panel de discusión transmitido en vivo por la televisión estatal, en el programa dominical “People´s Business” del Canal TV 8 de la CBC, varios líderes de opinión barbadenses debatieron junto al Embajador cubano diversas facetas sobre la vida del Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, y el legado de su obra tanto para la Revolución Cubana como para la región y el mundo. Durante una hora compartieron el espacio estelar televisivo el Embajador de Barbados ante CARICOM, Robert Morris, el prominente abogado y activista social Robert “Bobby” Clarke, el destacado intelectual Dr. Tennyson Joseph, de la Universidad de las Indias Occidentales UWI-Cave Hill Campus, y el Embajador de Cuba, Dr. Francisco Fernández Peña.
En el debate resaltaron temas como la estatura universal del líder histórico de la Revolución Cubana, su contribución a la liberación de África, su vocación internacionalista y a favor de la cooperación Sur-Sur y la integración del Tercer Mundo, su apego a los principios de la independencia, la soberanía, la autodeterminación, el antimperialismo y el respeto al derecho internacional. Mientras que el representante de la Cancillería barbadense destacó la vocación solidaria y los principios éticos que siempre defendió con firmeza incluso en los momentos difíciles que vivió el mundo durante la época de la Guerra Fría, el amigo Bobby Clarke se refirió al antimperialismo consecuente y a la decisiva participación del pueblo cubano bajo su liderazgo para contribuir al proceso de liberación de África, la independencia de Angola , la eliminación del apartheid y la libertad de Nelson Mandela; y el académico Dr. Joseph, también columnista en la prensa local, resaltó el legado fidelista para el Caribe a través de una cooperación multifacética y porque Fidel siempre fue el vocero amigo de las causas nobles por las que se mantiene luchando nuestra región.
Por su parte, el Embajador cubano, quien agradeció los gestos de amistad y respeto mostrados por el pueblo barbadense durante los 9 días de duelo nacional decretado por el reciente fallecimiento de Fidel, en distintas intervenciones fue complementando aristas de su vida y obra. Primero demostró cómo se puso en práctica el inclaudicable concepto del antimperialismo, estando al frente de todas las batallas y agresiones, en particular el bloqueo y el terrorismo de estado contra su pueblo. Después se concentró en las acciones concretas en que se manifestó el espíritu integracionista de su pensamiento, culminado en el surgimiento de la CELAC.
Y finalmente, en el último bloque del programa dedicado a su legado universal, el diplomático cubano enfatizó sobre el papel jugado por Fidel en la defensa de la seguridad nacional y en su activa política exterior que tributó resonantes victorias a la Revolución, poniendo ejemplos tales como las denuncias en los foros internacionales sobre las agresiones militares y terroristas del imperialismo, la rectificación de la desprestigiada OEA por su espuria expulsión de la Cuba revolucionaria del sistema interamericano, la derrota infligida a EE.UU. y sus aliados en la fenecida Comisión de Derechos Humanos, así como la lucha permanente en el sistema de la ONU porque se respeten el Derecho Internacional, los principios de su Carta Constitutiva, el derecho a la paz mundial y el desarme general y completo en particular el desarme nuclear, los derechos humanos indivisibles y universales tal como los reconoce la Convención Universal, y el derecho al desarrollo próspero y sostenible, amigable con el medio ambiente, que aún son la quimera de los países en desarrollo. 

Etiquetas
Categoría
Relaciones Bilaterales
Solidaridad