Intervención del Embajador Gerardo Peñalver Portal, Viceministro Primero de Relaciones Exteriores y Representante Permanente de Cuba ante Naciones Unidas, en reunión plenaria de AGNU sobre el tema 89 “Informe del Organismo Internacional de Energía Atómica

Intervención del Embajador Gerardo Peñalver Portal, Viceministro Primero de Relaciones Exteriores y Representante Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas, en reunión plenaria de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre el tema 89 “Informe del Organismo Internacional de Energía Atómica”.

Nueva York, 8 de noviembre de 2023.

Señor Presidente:

Agradecemos la presentación del Informe Anual de 2022 del Organismo Internacional de Energía Atómica y del proyecto de resolución A/78/L.7.

Saludamos la presencia del Director General del OIEA en esta reunión. Reiteramos el apoyo de Cuba a la importante labor del OIEA y a la contribución de ese organismo al uso pacífico de la energía nuclear.

Aprovechamos la oportunidad para agradecer al Departamento de Cooperación Técnica del OIEA, por sus esfuerzos para cumplir los objetivos propuestos en relación con los programas de país. Agradecemos también su contribución a Cuba para medir los efectos ambientales de un incendio en una base de supertanqueros en la provincia cubana de Matanzas el pasado año.

Reconocemos, igualmente, el apoyo a Cuba tras el paso del huracán Ian, que incluyó la adquisición de equipos móviles de rayos X para cuatro hospitales y equipos para determinar la presencia de contaminantes medioambientales y medir la calidad del agua.

Destacamos, asimismo, el desempeño, durante casi 40 años, del Acuerdo Regional de Cooperación para la Promoción de la Ciencia y la Tecnología Nucleares en América Latina y el Caribe (ARCAL), en apoyo a los países de nuestra región, para implementar iniciativas del OIEA encaminadas a enfrentar problemas globales en las esferas de la salud y el medio ambiente.

Señor Presidente:

A pesar de la destacable cooperación entre Cuba y el OIEA, no podemos dejar de mencionar que la Secretaría de ese Organismo sigue enfrentando dificultades constantes para la adquisición de los equipos científicos aprobados en los proyectos con nuestro país, debido a que las empresas de los Estados Unidos o, incluso aquellas en terceros países que tienen participación de capital estadounidense, no pueden vender equipamiento especializado a Cuba para la aplicación de técnicas nucleares, como consecuencia de las restricciones impuestas por el bloqueo económico, comercial y financiero de los Estados Unidos contra Cuba. Ello encarece significativamente la adquisición de equipos por nuestro país y la formación de capacidades, dilata la ejecución de nuestros proyectos nacionales bajo los auspicios del OIEA y nos excluye de oportunidades de participación en proyectos de nuestra región.  

Rechazamos las medidas coercitivas unilaterales que contravienen el Artículo IV del Tratado sobre la No Proliferación de las Armas Nucleares, al obstaculizar la cooperación internacional, limitando el acceso a materiales, equipos y tecnologías para actividades nucleares con fines pacíficos por los países en desarrollo sometidos a ese tipo de medidas.

Señor Presidente:

La doble certificación que establece el Acuerdo de Salvaguardias y su Protocolo Adicional, sumada a los resultados satisfactorios obtenidos en las inspecciones del OIEA a Cuba y a la actualización del plan nacional de implementación de la seguridad física nuclear, confirman nuestro compromiso con el uso de la energía nuclear con fines estrictamente pacíficos y la importancia que conferimos a la seguridad nuclear y radiológica. En ese sentido, nos enorgullece que nuestro país sea reconocido por su cultura de seguridad.

Como parte del programa de Cooperación Técnica del OIEA, Cuba acogió, en mayo de este año, la reunión regional sobre el proceso de autorización en la evaluación de la seguridad de las instalaciones médicas e industriales, lo que nos permitió adquirir y compartir experiencias al respecto con otros países latinoamericanos.

También aportamos y ganamos experiencia en el marco del Foro Iberoamericano de Organismos Reguladores Radiológicos y Nucleares, que contribuye a mejorar la seguridad nuclear, radiológica y física en los países iberoamericanos.

Señor Presidente:

El OIEA es el marco para la adopción de normas internacionales sobre seguridad física nuclear, que deben ser resultado de negociaciones multilaterales transparentes e inclusivas, con la participación de todos los Estados.

La aplicación del sistema de verificación de las salvaguardias del Organismo es esencial en la implementación del Tratado sobre la No Proliferación de Armas Nucleares, incluido para verificar la índole pacífica de los programas de energía nuclear. Reiteramos que, para mantener la credibilidad en las actividades del OIEA en materia de salvaguardias, es imprescindible continuar garantizando la actuación imparcial y profesional de la Secretaría.

Abogamos por el respeto al derecho inalienable de los Estados a desarrollar la investigación, producción y utilización de la energía nuclear con fines pacíficos, sin discriminación ni condicionamientos.

Mantenemos la convicción de que la única garantía contra el uso de las armas nucleares es su total eliminación de forma transparente, verificable e irreversible. Guiados por esa máxima, continuaremos apoyando los esfuerzos dirigidos a la universalización del Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares.

Muchas gracias.