Consulta popular del Código de las Familias, una oportunidad para fortalecer el diálogo social.

Los participantes podrán hacer sus planteamientos, que pueden ser de adición, modificación o eliminación, y podrán emitirlos verbalmente o entregarlos por escrito. La consulta no está concebida para contraponer criterios; será para escuchar y asesorar, nunca para entrar en discusión, y nada se someterá a votación, solo se recogerán las propuestas

Como un texto inclusivo, que reconoce a todas las familias, a todos los tipos de familias que existen en Cuba, y los problemas asociados a su desarrollo, calificó recientemente al Código de las Familias el Primer Secretario del Comité Central del Partido y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez.

El mandatario ha afirmado que la consulta popular y el posterior referendo son procesos políticos importantes, pues se trata de un Código emancipador que resuelve problemáticas que existen a nivel social en el país. Como parte de estas reflexiones, compartidas en la pasada sesión del Consejo de Ministros, el Presidente dijo que resumir el documento solo al matrimonio igualitario es simplificarlo, y resaltó los aspectos enaltecedores que lo componen, así como su amplitud, integralidad, modernidad, fortaleza y aporte para la sociedad cubana.

Con esa visión, comenzó desde ayer la consulta popular en todo el país. En Las Tunas, Martha Rodríguez Martínez, presidenta del Consejo Electoral Provincial, exhortó a la ciudadanía a no dejar pasar este momento, expresión de la democracia cubana, y a aprovechar la oportunidad no solo para aportar a la conformación de un mejor Código, sino para fortalecer el diálogo social.

Los representantes del Consejo Electoral en el territorio recalcaron que los participantes podrán hacer sus planteamientos, que pueden ser de adición, modificación o eliminación, y podrán emitirlos verbalmente o entregarlos por escrito. Agregaron que la consulta no está concebida para contraponer criterios; será «para escuchar y asesorar, nunca para entrar en discusión, y nada se someterá a votación, solo se recogerán las propuestas».

En Las Tunas están programados 3 733 encuentros en las circunscripciones, y en cada uno participarán no más de 150 personas para respetar las pautas sanitarias contra la COVID-19.

Unos 800 juristas fungirán como consultores, para escuchar y esclarecer cualquier duda. Además, más de 60 supervisores y un número superior de colaboradores, sobre todo de las organizaciones estudiantiles, velarán por la calidad y transparencia del ejercicio en esta provincia.

Fuente:Granma.Órgano Oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba

Categoría
Eventos
RSS Minrex